jueves, 19 de febrero de 2009

Les Duele CHÁVEZ

Buenos Aires, 19 de febrero (Por Juan Carlos Camaño (*), ANC-UTPBA).-
Ahora que volvió a ganar Hugo Chávez –y con él, el proceso abierto en Venezuela por la Revolución Bolivariana- los analistas de la politiquería, los politiqueros y el periodismo sirviente de las mafias mediáticas, pretenden emponzoñar la victoria augurando graves trastornos económicos para el país. ¿Y en EE.UU. qué? ¿No hay trastornos económicos y estafas que exceden en largo las trampitas del señor Madoff? ¿Y en Europa qué? ¿Y en el resto de la globalización neoliberal, qué? ¿O acaso no hay desplome generalizado, derrumbes, colapsos, casos de suicidios por desocupación, “inyecciones” financieras transfiriendo lo producido por muchos al bolsillo de unos pocos? ¿De qué hablan los sátrapas y sus alcahuetes? ¿La crisis sólo la vivirá la República Bolivariana de Venezuela? El discurso hipócrita no cesa. La mentira organizada no desmaya en su acción corrosiva. Pero, ganó Chávez. Otra vez ganó Chávez.
Ganó y a los oligarcas e imperialistas les duele. Profundamente. Lo querían –lo quieren- ver arrodillado, pidiendo perdón por haberse saltado los mandamientos de la sumisión al imperio. Lo quieren muerto, porque con las propias reglas de juego de la democracia de la que tanto alardean, Chávez le pone el cascabel al gato. Una y otra vez. Excepto en el referéndum del año 2007, cosa que les hizo creer a sus enemigos –de adentro y de afuera- que comenzaba el declive, el principio del fin. Entusiasmo bobo. Infantilismo de derecha. Subestimación.
Proxenetas, estafadores, financistas usureros, explotadores, asesinos de la CIA y el Pentágono, traficantes de armas y de drogas, tránsfugas del negocio de los medicamentos, corruptos de diversa laya, todos juntos, perdieron. Ganó Chávez. Contra el golpe permanente. Contra esa interminable campaña mediática a escala global que lo sataniza, que necesita, desesperadamente demonizarlo, porque les arruina negociados y los expone inmorales, sin más “principios” que el de sus fabulosas cuentas bancarias: por sobre las acuciantes necesidades de las grandes mayorías. Les duele Chávez, transformado en la piedra en el zapato de los dueños del dinero.
Con Chávez millones de personas comen, estudian y son atendidas en las más básicas necesidades de la salud. Sin embargo, los piratas que ayer destruyeron a Venezuela –y los “sabios” que tocan de oído- lo acusan de no diversificar la producción económica, “poniendo a riesgo el futuro del país”. Justamente ellos, los que en dependencia de los dictados del imperio armaron países “autopartes”, para satisfacción del terrorismo de mercado. Sátrapas. Entregadores y sátrapas. Rufianes que, como es el caso de Domingo Cavallo, ministro de economía de la Argentina en los tiempos de Menem, pontifican –a través de libros y en entrevistas televisivas- que los gobiernos tipo Chávez conducen a la “estaflación”: estancamiento económico combinado con una alta tasa de inflación. ¿De qué hablan quienes han llevado a este mundo al actual estado de descomposición, el más grande que recuerde la historia del capitalismo? ¿Desde qué lugar se atreven los genocidas, y sus gerentes, a abrir la boca?
Apenas conocidos los resultados del referéndum del 2 de diciembre de 2007 –en el que perdiera la propuesta de renovar mandatos tantas veces como el pueblo lo decidiera- dijimos que, a pesar de la derrota: “Chávez está en el ring”, y agregamos: “Prohibido subestimar”. No parece ocioso, entonces, reproducir algunos párrafos de aquel artículo:
“Sólo los más cautos –de entre aquellos que quisieran ver a Chávez derrotado por toda la cuenta- saben que una batalla no es la guerra y que un estratega difícilmente se ahogue en un vaso de agua”.
“…Chávez, con su propia cabeza, y sin apartarse de lo que nunca dejó de enseñar Fidel –el más grande estratega de dos siglos- volverá a la victoria, para que, entre otras cosas, los ricachones, los explotadores, los Oppenheimer y los Vargas Llosa, terminen sus días atragantados con la espina del socialismo. A un estratega no se lo subestima…”.
Chávez volverá a la victoria, dijimos hace más de un año. Y así fue. Chávez volvió a ganar. Y su triunfo, a no dudarlo, le pone cerco a la muerte
(ANC-UTPBA).
(*) Presidente de la Federación Latinoamericana de Periodistas (FELAP)
(volver)

6 comentarios:

Esperanza dijo...

Ahora no puedo por trabajo pero antes de irme a dormir vendré a darte una opinión directa, objetiva y parcial. Prometido, palabra de venezolana conciente.

Esperanza dijo...

ayyy Javier... Tengo tanto que objetar de este articulo de prensa que me duele el alma.

Nada es lo que parece de cara a la galería, un suceso familiar, mi hermana trabajaba en la empresa publica (Vamos del estado una que pagamos los ciudadanos coño) Si mi hermana no estaba en cada manifestación multitudinaria con la franelita roja, simplemente se quedaría sin empleo, ojo, siendo profesional universitario, un día enfermó y no pudo ir a dar apoyo al régimen ¿Dónde crees que está? Desempleada, y en lugar de ella una analfabeta funcional prima de un amigo de...

Que país piensas que explota el petroleo en Venezuela, quién lo paga más barato? Adivinaaaaaaa.

El imperialista EEUU. Todos son cortinas de humo que el corriente no maneja, podría darte una tesis entera de esto, yo no soy Chavista ni antichavista, pero tengo conciencia de que la policía y las mafias delictivas son una misma empresa, si te roban tu carrito que aun no terminas de pagar, tienes que bajarte de la mula como antes, como siempre, hasta siempre, lamentablemente la realidad supera la ficción en muchos casos, los hospitales son una verdadera mierda, engordando las cuentas de las aseguradoras y las clínicas privadas cuando tuvimos los mejores años de renta petrolera, no hay un hospital publico en pie que valga la pena. Te compras un terrenito con tus prestaciones sociales (Este caso le ocurrió a mi tío) Trabajas la tierra en verano y en invierno se inunda y hay que salir porque los cultivos son básicamente en verano ¿Qué crees que se consiguió mi tío? Un montón de invasores, los millones de sus 14 años de trabajo, a la basura. Y como mi tío no es ningún oligarca, ahora va con la carpetita y su curriculum buscando empleo y ojo, el es chavista pa que te enteres.

Yo no vivo físicamente en Venezuela, de momento, mi familia si, y por eso sé de lo que te hablo, delincuencia peor que nunca.

Mañana te pasaré una pagina web muy buena, lamentablemente no hay liderazgo para salir de la mierda, nuestro futuro es negro...Y te hablo de nuestro sudamerica.

Hasta aquí por hoy (No me gusta hablar de política)

Besos.

Javier dijo...

No te enojes... es una crónica
Será que estamos tan desesperados y desesperanzados en nuestra tierra que cualquier loco que prometa cosas distintas a los genocidas del capitalismo nos parece bueno...
Vos conocés las mañas del tuyo como yo las de los de acá... y no hay diferencias... todos se quedan con lo que es de todos...

Esperanza dijo...

No, Javier no me enojé por tu post, cada cual tiene derecho a tener su propia opinión, aunque quizá el comentario que te dejé fue un poco visceral no te lo escribí con enfado.

Un beso y que pases un fin de semana estupendo.

Paula de Bera dijo...

Leí el artículo pero creo que me llegó más el comentario de Esperanza.
No puedo opinar nada al respecto porque no vivo en ese país, y porque me cuesta entenderme con los míos ya, porque cada uno defiende sus ideologías, o sus beneficios.
O sus realidades.
No pertenezco a ninguna rama política, en el 2001 "mataron" mi fe, hoy mis ideas pasan por cómo vivimos las personas que me interesan.
Y no me gusta este gobierno.
Saludos y gracias por pasar por el mío, ahora voy a conocer tu otro blog porque lo vi a los apurones!!!
El de poesía (al menos es lo que me pareció cuando chusmee)

Roxanne dijo...

No conozco Venezuela, pero conocí Cuba en unas minis vacaciones, y toda esa teoría del "socialismo del siglo XXI" me parece malísimo (no quise poner palabras más fuertes); creo que Cuba tiene muchas cosas para rescatar, pero para que haya un verdadero cambio no tienen que existir dictadores (de derecha o de "izquierda") manejando el país...

Aún así me parecen muy buenas las cosas que escribís (ojala algún día pueda escribir sobre política con ese nivel, por ahora son sólo semi reflexiones de las cosas que ve una muchacha que trata de no quedarse con lo que dice la "mayoría")...